Las batidas de corzo morisco en Cádiz

A partir del próximo día, 5 de Marzo, da comienzo el período hábil para la caza del corzo en Andalucía. Un año más, y como viene siendo habitual cada temporada, se celebrarán en fincas localizadas en el Parque Natural  del Los Alcornocales (provincias de Cádiz y Málaga),  batidas de corzo morisco.

Esta modalidad, es practicamente, exclusiva del Parque. Durante un mes, además de esos recechos y esperas colmados de paciencia, se permite que las ladras y el algarabío de pequeños perros como sabuesos, podencos y cruzados, tengan como principal objetivo el corzo morisco. Gracias a los cánidos, se provocan carreras de corzos entre brezos, acebuches, quejigos y alcornoques para intentar llevarlos a los puestos. La caza del corzo en batida es apasionante.

Normativa.

De acuerdo con el Plan de Caza del área cinegética Los Alcornocales, se autoriza en esta área las batidas de corzo con un máximo de 30 puestos y un número máximo de perros de 1 por cada 2 hectáreas de mancha; y serán pequeños, de rastro, nunca de presa (para poder respetar a corcinos y hembras), e irán en compañía del batidor, en ningún caso formando rehala.

Sólo se autoriza una única batida por cada 500 hectáreas de acotado, ampliable excepcionalmente, a una batida cada 250 ha en casos en los que las condiciones en las se certifique que se realiza un plan de conservación y  mejoras continuado. Además, que las características del coto y de la población de corzo lo permitan.

Curiosidades.

La batida ha sido una de las formas más ancestrales de caza del corzo. En Cádiz hay testimonios gráficos del siglo XIX y XX, teniéndose constancia de un buen éxito de captura con esta modalidad en los años 60-70. Con la proliferación del ciervo, y la disminución del corzo en los años 80, desapareció este tipo de cacería de corzo en Cádiz-Málaga. En el año 2000 se inicia de nuevo la práctica de esta modalidad en Cádiz, si bien, sólo en cotos que cumplen unos niveles relativamente altos de densidad de corzo (superior a 9-12 ejemplares/100 ha), y vinculados al ejercicio de Buenas Prácticas Cinegéticas.

Resultado de una batida de corzo morisco en el año 1980 (Cádiz)

Gestión.

Por parte de la administración pública y la gestión privada, se está dando prioridad dentro del Parque a potenciar la población de corzo morisco y frenar (gamo y muflón) o incluso eliminar, otras como es el caso del cerdo asilvestrado. En estos casos, la Consejería todavía tiene mucho trabajo que hacer para dar más facilidades a gestores privados y dejar que desarrollen su labor de manera más eficiente. Sin lugar a dudas, es el sector privado, el que gracias a su trabajo, favorece que la población del morisco vaya progresivamente en auge.

A continuación, se muestra una tabla que recopila diferentes datos sobre la evolución del número de capturas de corzo en batidas dentro del Parque.

Durante las últimas temporadas, los valores del nº de Corzos cazados se han disparado. Se poseen registros de alguna batida durante la temporada pasada 2014-2015 en la que se abatieron más de 100 corzos. Esto, confirma la excelente gestión que se está llevando por parte de los propietarios de fincas y además, garantiza la instauración de población perfectamente sostenible con la caza en batida dentro del Parque Natural de Los Alcornocales.

Fuentes: varias, Manual de Conservación y Gestión del Corzo Andaluz.

Share this post

Leave a Reply